CREMA: cuando la música tiene mucho de que hablar


Este fin de semana se ha celebrado en Málaga la primera edición del CREMA: Coloquios de Referencia en el Espacio Musical Actual. Durante dos días, hemos podido asomarnos al mundo de los festivales, saber qué es lo que buscan los sellos discográficos en una banda o cómo interactúan las marcas con los artistas.

No llegué a tiempo a la apertura de la sesión con la charla sobre crowdfunding, donde se vieron los casos de Elphomega, Joan Colomo y Alberkowitz, pero mi amiga Srta Red lo ha resumido muy bien en su blog. Yo llegué para oír al Primavera Sound explicar por qué este año ha decidido cobrar la acreditación de prensa, para ver en pantalla grande las Monkey Taxi o conocer el impacto que un festival tiene para su entorno de la mano de Last Tour, promotora responsable de festivales como el BBK Live o el encuentro para profesionales BIME. Después cerró la tarde el sorprendente acústico de Joan Colomo y el intenso Alberkowitz.

La jornada siguiente arrancaba con Muwom y Ballantine's explicando la interacción de la música con las marcas. Fue la sesión más interactiva, ya que lo primero que hicimos todos fue presentarnos y expresar cuál era nuestro interés en esta charla: definitivamente, cómo puedes hacer que una marca se interese por ti. Aquí Muwom y Ballantine's contaron cómo comenzaron a trabajar juntos, cada uno desde su punto de vista. La conclusión que extrajimos es que ya no se trata de presentarte ante la marca con un proyecto buscando su dinero, sino que se busca la colaboración, la implicación de ambas partes con el fin de alcanzar un objetivo común.

"Licencias y distribución: ¿En qué bando estás?" fue quizás la charla más densa, pero nos esclareció un poco las diferencias entre copyright y copyleft y descubrimos que pueden convivir, que no están enfrentados como siempre nos hacen creer. Por supuesto, salió el tema de la SGAE y el deseo por parte de todos de una mayor transparencia en su gestión.


Una de las conferencias fuertes de la tarde fue "¿Qué buscan los sellos?". Miguel Goñi de Origami Records, Jesús Llorente de Acuarela Discos y Juan Santaner de Marxophone/I am artist nos contaron el secreto: "Si te gusta alguien, quieres tenerlo cerca. Ese es el criterio". Se trata de que un artista les gusta tanto como para editar su disco porque no es campo pensado para ganar dinero. Eso está claro porque hablamos de sellos independientes, esos que hacen de "incubadoras de un trabajo que las multis no están haciendo", explicaba Miguel Goñi (Origami). Que sí, que cualquiera de ellos te edite un disco puede ser una lotería, pero si estás pensando en mandarles el tuyo, estudio cada uno para saber en cuál encajas mejor y preséntate de forma llamativa, diferente al resto.

Impactante fue la charla de Miguel Pantaleón "Yo hice fracasar a un grupo de éxito". Explicando el caso real de Mojo Project, su banda, Pantaleón nos hizo ver que trabajar en grupo no es tan sencillo. La ignorancia y la estupidez pueden hacer que un proyecto fracase, así que, antes de cegarte con la idea de conseguir un gran contrato discográfico, pregúntate por qué haces lo que haces y si realmente ese contrato te hace falta.

"Una nueva prensa musical" nos trajo, de la mano de Mondo Sonoro, Rockdelux y Rolling Stone, desde el análisis de los blogs como medio de comunicación y el dilema de si un bloguero es periodista, hasta saber cómo se deciden las portadas de cada una de estas revistas. Ante el primer tema, Santi Carrillo (Rockdelux) fue bastante claro: "En esta jungla sonora se necesita prescripción y es ahí donde deberíamos hacer valer la figura del periodista". Beatriz G. Aranda se mojó más y nos contó las tres cosas que, a su juicio, tiene un crítico musical y no tiene un bloguero: "Grandes referencias, lucidez y retórica". El resto queda para el eterno debate: periodistas vs. blogueros.



El fin de fiesta lo puso una especie de late night que celebraba los 20 años de Mondo Sonoro. Por el sofá pasaron Airbag, Juan Alberto de Niños Mutantes o Royal Mail, que tocaron un par de temas. Inmejorable esta primera experiencia y esperando ya por una próxima.

Me quedo con una reflexión final hecha por Santi Carrillo, director de Rockdelux:

"Todo el mundo pretende consumir cultura gratis. Así los grupos están condenados a no dedicarse a su música. No podremos descubrir a un nuevo Ian Curtis, por ejemplo"

Publicar un comentario

¿Me dejas tu opinión? Gracias

Copyright © Silvia Tinoco. Designed by OddThemes & VineThemes